HISTORIA

Un grupo de amigos en el Sur de la Florida se reúne para orar y Dios da una profecía:

Debíamos trabajar  para evangelizar y salvar almas, especialmente a familias completas porque la sociedad está muriendo por la falta de fe.

Nos dice que nuestro ministerio se llamaría Holy Trinity- Santísima Trinidad, porque el amor del Padre, la Sangre de Cristo y la Unción del Espíritu Santo seria derramada sobre su pueblo y que nosotros seriamos puente entre La Santísima Trinidad y el pueblo de Dios, que muchos hombres, mujeres y jóvenes serian tocados por su poder y nosotros utilizados como sembradores de fe en cada corazón que estuviera sediento de El.

En oración el Espíritu Santo revela el logo de Holy Trinity donde el puente de varios eslabones seria los servidores y todo el que se acerque a la Santísima Trinidad bebería agua limpia y los “azulitos” seríamos sembradores de fe.

Pasa el tiempo y la promesa se cumple, muchos llegan a los pies de Cristo gracias a nuestros retiros de conversión que empezamos 4 personas. Familias completas se convierten al Señor y cambian su vida por el amor de Dios.

Llevábamos la Evangelización a donde los sacerdotes no podían llegar, a través de los medios de comunicación, radio, TV, internet y es así como el ministerio crece en el Sur de Florida, teniendo asambleas, congresos, eventos, retiros, reuniones semanales, pero también donde muchos detractores no les gusto esta obra de Dios.

El Obispo de Miami comunica  a través de una carta a la Parroquia que el ministerio ya no trabaje en Broward porque somos una organización non-profit  (sin fines de lucro) no autorizada por ellos, pero determina que no hay error pastoral, ni administrativo, somos obedientes a la Iglesia y nos sometemos a la decisión del Obispo Thomas Wensky,  quien nos promete una reunión que esperamos 2 años, en ese lapso, Dios decide enviar a dos hermanos a su país natal El Salvador, regresan  y consigo traen el equipo de televisión comprado con mucho esfuerzo por ellos y donado a la organización.

Los hermanos de Holy Trinity Estados Unidos deciden donar el equipo a la familia salvadoreña y así cuando se mudan se traen todo el equipo.

En el 2012 llegan  a El Salvador y en la parroquia San Juan Bautista son recibidos por sus amigos de más de 25 años y por Monseñor Fabio Colindres quien el 11 de Agosto autoriza al Ministerio para trabajar evangelizando. La familia salvadoreña se reúne con un matrimonio  más y los 6 deciden formar la nueva Junta Directiva de Holy Trinity El Salvador. Desde entonces se han efectuado 9 retiros de conversión de adultos, 3 para jóvenes de colegios de El Salvador, se compra una van para tener un estudio móvil, se actualiza la página web y se comienza a transmitir por radio y tv online. Posteriormente se hace un convenio con canal 21 y nos conceden espacio para transmitir la  misa dominical a nivel nacional, con la cual llegamos a más de 6 millones de personas lo largo y ancho del país, alrededor del mundo, más de 29 países nos sintonizan 30,000 personas mensuales en la página web y en redes llegamos a muchas personas alrededor del mundo. Contamos además con un estudio de Televisión y Radio que gracias a personas generosas lo construimos y la Parroquia San Juan Bautista la convertimos en un estudio de TV también.

Seguimos trabajando todos los martes con Asambleas de Oración y Alabanza donde milagros suceden cada semana.

En el 2017, el gobierno de El Salvador, nos aprueba como Fundación sin fines de lucro y trabajamos para la Gloria de Dios en compañía de nuestra Madre Maria quien nos ha sostenido siempre.

Familias completas han sido tocadas por la Santísima Trinidad y sus vidas han cambiado gracias al Si de personas que han estado dispuestas a desgastarse por Dios.

Hoy formamos parte de esta fundación más de 50 personas comprometidas al servicio del Señor a quienes no les interesa aparecer, sino servir a Dios a través de esta obra que nace en el Corazón de Dios por intercesión de su Madre Santísima.